12.7.06

Araki y Kitano







Muchos de vosotros conocéis mi admiración por estos dos grandes creadores japoneses. Araki con sus fotos y Kitano con su cine, tienen la habilidad de provocar fuertes reacciones, a menudo contrapuestas, en el espectador y difícilmente dejan indiferente a nadie. Ambos están profundamente imbuidos de la tradición y la cultura japonesa, pero al mismo tiempo trabajan desde perspectivas ampliamente distanciadas.

Ayer estuve viendo Arakimentari, un documental del 2004 sobre la figura de Araki. Un film muy recomendable que no se anda con rodeos y nos muestra las múltiples facetas del fotógrafo japonés y su trabajo. Podemos verlo trabajando, hablando con sus modelos, colaboradores o con el entrevistador; mientras, se van intercalando a diferentes personajes que hablan sobre él. Entre ellos aparece Kitano, el cual, hacia mediados del documental hace esta reflexión sobre su manera de trabajar enfrentada a la de Araki:

“Araki es capaz de disfrutar de su trabajo más que yo, al menos esa es la impresión que me da. No creo que sufra demasiado. En mi caso… Yo sufro mucho, incluso cuando disfruto del trabajo…

A veces me pregunto si realmente me gusta mi trabajo. Araki parece divertirse mucho. Esa es la diferencia. Su trabajo es tan bueno porque disfruta tanto con él. No es lo mismo en mi caso. No creo que mi trabajo sea tan bueno como la gente dice…”