4.6.08

Casi terminado


Después de seis días de duro trabajo, soportando todo tipo de inclemencias meteorológicas, la finalización del nuevo Hossegor está próxima a su fin. Este viernes 6 lucirá con todo su explendor y la gente podrá juzgar, pero ya estamos seguros de que la inauguración será todo un éxito.

Guti, Llimo, Alan, Salva y yo mismo hemos sido el equipo principal, ayudados por colaboraciones espontáneas de los visitantes ocasionales, Gabi, Germán, Hippy, Toni... Pero sin lugar a dudas una piedra angular en todo esto ha sido Mapi, que nos traía deliciosos almuerzos por la mañana y apetitosas meriendas a media tarde. Su llegada era recibida con gran alegría por parte de los esforzados trabajadores. Otro cantar era la llegada de Ron, el dálmata, todo un torbellino que no podía parar quieto y cuya primera actividad nada más llegar, era mear en cualquier objeto que le resultase interesante, como las últimas maderas con las que estábamos trabajando, la mochila de un recién llegado, o el generador eléctrico.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

viendo la chabola se entiende mejor el flyer

Antonio González dijo...

Todo esto esta muy bien, pero cuenta lo de la avispa!!

Anónimo dijo...

te lo estaras pasando chupi, cuenta lo de la bsipa, cuenta, cuenta ...

Juan Rayos dijo...

¡vaya con la avispa! pues parece ser que en el momento menos adecuado, según Salva, viento y frío, una avispa voló con decisión directamente a mi oreja y, tras darme un buen susto con el impacto, me dio otro picándome sin piedad.

me acerqué a casa de Salva y le pregunte al "doctor Google", enterándome del remedio del algodón empapado en agua con bicarbonato, el cual fue muy efectivo, evitando que la cosa fuera a peor...

aún así, estuvo doliéndome y ardiendo durante tres días